Servicio de asistencia técnica de vehículos, tan útiles como desconocidos

//Servicio de asistencia técnica de vehículos, tan útiles como desconocidos

A lo largo de la vida de un conductor, son muchos los momentos en los que necesita el servicio de asistencia técnica de vehículos de una grúa: tras sufrir un pinchazo en la carretera, cuando la batería del coche se gasta y no es posible arrancarlo, después de algún accidente…

Por todo lo anterior, en el imaginario colectivo de la sociedad ha calado la idea de que las grúas solo prestan sus servicios después de que hayan aparecido los problemas. Sin embargo, esto no es cierto, pues existen numerosas coberturas muy útiles para cualquier conductor e, igualmente, desconocidas. 

En primer lugar, muchas aseguradoras de vehículos ofrecen un servicio de asistencia nocturna (normalmente reservado para jóvenes menores de 26 años) que permite llamar a una grúa si el conductor ha tomado bebidas alcohólicas. De este modo, una grúa podrá trasladar tanto al vehículo como al conductor y sus pasajeros al domicilio del titular de la póliza, aunque siempre dentro de los límites del kilometraje máximo estipulado en el contrato.

También están cubiertos los olvidadizos en tres casos de imperiosa necesidad, como son el quedarse sin combustible, el haber olvidado en casa medicamentos o, simplemente, no haber recordado coger algún objeto importante (por ejemplo, el teléfono móvil). En el primer caso, no obstante, existe el riesgo de ser multado por las autoridades por conducción negligente con hasta 200 €. En el caso de las medicinas, normalmente, los seguros se encargan tan solo de llevar a cabo la gestión, añadiendo costes adicionales. También para los despistados existe el servicio de asistencia en carretera en el que una grúa podrá llevarte a casa en el caso de haber extraviado la llave del vehículo. 

Así, es posible comprobar que contactar con una grúa no solo sirve para curar, sino también para prevenir, y es que en la mayoría de los casos la precaución es tu mejor aliada en la carretera